Las ciudades más inteligentes

LosTiempos- Tokio, Londres y Nueva York ocupan el podio de las ciudades más inteligentes del mundo, según el Índice IESE Cities in Motion (Ciudades en movimiento), elaborado por el Centro de Globalización y Estrategia del IESE Business School de la Universidad deNavarra (España). La Paz (Bolivia) se encuentra en el puesto 130 de 135 ciudades evaluadas (49 de ellas capitales), a tan sólo cinco lugares del último.

El listado anual Índice Cities in Motion recoge una muestra de ciudades del mundo en la cual se mide una serie de indicadores que permiten conocer a las más “inteligentes”.

Las más “inteligentes”

Las diez mejores de la clasificación, que incluye 135 ciudades (49 de ellas capitales) de 55 países, son Tokio (Japón), Londres (Inglaterra), Nueva York (Estados Unidos), Zúrich (Suiza), París (Francia), Ginebra (Suiza), Basilea (Suiza), Osaka (Japón), Seúl (Corea del Sur) y Oslo (Noruega).

De las veinte primeras ciudades, diez son europeas, seis norteamericanas, tres asiáticas y una de Oceanía. Santiago de Chile (la única de ese país en el listado), en el puesto 83, es la primera latinoamericana en el ranking.

Dimensiones claves

Para establecer este índice, los investigadores estudiaron 135 ciudades a partir de un modelo que tiene en cuenta 50 indicadores de 10 áreas diferentes, lo que permite realizar una comparación global y objetiva entre las ciudades.

Las diez dimensiones claves a la hora de determinar qué es una “smart city” (ciudad inteligente) son: gobernanza, gestión pública, planificación urbana, tecnología, medio ambiente, proyección internacional, cohesión social, movilidad y transporte, capital humano y economía.

Tokio fue la única ciudad que alcanzó el puntaje más alto, representado en la letra A. La calificación siguiente RA la obtuvieron 22 ciudades. Sumando ambas, sólo el 17 por ciento de las ciudades (23) lograron destacarse con altos puntajes. Con un desempeño M (el siguiente en el orden) figuran 48 ciudades (35,6 por ciento), mientras que las clasificadas como B constituyen el 46 por ciento.

Sólo dos ciudades, Sarajevo (Bosnia-Herzegovina) y Santo Domingo (República Dominicana), obtuvieron la más baja calificación: MB.

Casos paradigmáticos

El informe resalta algunos casos puntuales, como el de Tokio. Sobre la capital de Japón resalta que ocupa “el primer puesto en capital humano y gestión pública. Sin embargo, en cohesión social quedó muy relegada (125) y quedó en el puesto 20 en medio ambiente. La principal causa de esto es el efecto que tuvo el terremoto de Fukushima y el posterior tsunami, que afectó a todo Japón”.

De Zúrich, referencia que “se trata de la principal ciudad de Suiza y es el motor financiero y centro cultural del país. Destaca en las dimensiones de medio ambiente y movilidad y transporte”. Por su parte, de París afirma que “es el destino turístico más popular del mundo, superando los 40 millones de turistas extranjeros al año. Sobresale en proyección internacional, tecnología y movilidad y transporte”.

Latinoamérica

El caso de Santiago de Chile es otro de los que resalta, señalando que, pese a que ocupa el puesto 83 del ranking, “es la que mejor calificación que obtiene entre las latinoamericanas, superando a Buenos Aires, Sao Paulo, México, DF y Montevideo. Además, sobresale en las dimensiones de economía, gestión pública y gobernanza, ubicándose alrededor del puesto 20”.

Pese a la no presencia de ciudades latinoamericanas entre las más destacadas, un análisis dinámico que incluye el listado clasifica a varias entre las de alto potencial. Aquí aparecen “aquellas que a pesar de que su posición actual se encuentra en la zona media-baja del índice, evolucionan positivamente con gran rapidez. Buenos Aires, Río de Janeiro, Quito, Lima y Bogotá son algunas de las latinoamericanas, que comparten lugar con asiáticas como Shanghái, Guangzhou o Taipéi.

 

Visión de conjunto

Entre sus conclusiones, el informe destaca la importancia de tener una visión de conjunto de la gestión urbana, la lentitud con que se reflejan los cambios en las políticas públicas, la incidencia del contexto nacional, la ausencia de un único modelo de éxito y la falta de correspondencia entre la reputación de algunas ciudades y la realidad.

Ciudades más sabias

El informe pone de manifiesto que no existe un único modelo de éxito. El primer paso para la mejora de la ciudad es definir qué modelo seguir y en qué dimensiones se quiere mejorar.

Pero no basta con ser bueno en una sola dimensión: las ciudades deben ser capaces de alcanzar mínimos aceptables en todo el conjunto, ya que existen vínculos entre algunos apartados. Por ejemplo, los modelos de movilidad y transporte que una ciudad elija incidirán en el área medioambiental.

Una de las principales responsabilidades de los gestores urbanos consiste en entender cuáles son estas interrelaciones, así como las amenazas y oportunidades del contexto nacional.

Fuente: http://www.lostiempos.com/

Política Comunicada

Política Comunicada es un medio digital sobre innovación tecnológica y política en la gestión pública de los gobiernos locales Iberoamericanos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.